domingo, 25 de marzo de 2012

Una época sin retorno...




Hoy el día se ha levantado claro y caluroso.
El viento del sur animaba a pasear y disfrutar mejor del paisaje.

El suelo estaba amarillo debido al polvillo primaveral que se forma con el aire y el polen de las plantas. A veces cuesta un poco respirar cuando es fuerte, pues se te mete dentro sin darte cuenta.

Sobraban las chaquetas, daba gusto sentir el sol en la cara. No he querido ponerme las gafas porque deseaba sentirlo y ver bien todo lo que me rodeaba.

Mi acompañante iba contento,  daba saltos de vez en cuando y no paraba de gritar y sonreír.
En un tramo del paseo hemos pasado por un prado de ovejas, ahí él ha dado un grito y los corderitos pequeños se han asustado y han ido corriendo al cobijo de sus madres. De paso han aprovechado para beber un poco de leche.

En el recorrido he puesto  música en euskera, música tranquila y que a uno le transporta en sus pensamientos a otro lugar, a otro momento.

Mientras escuchaba esta canción pensaba  en esa época sin retorno, plagada de ilusiones. Recordaba cuando vine aquí y escuchaba esa música por primera vez.  ¡Hace tantos años de ello!,  

Y me hecho una pregunta…

Si ahora volviera a ese momento. Habiendo vivido lo que he vivido  y sabiendo lo que sé ahora…

¿Habría  tomado las mismas decisiones?

¿Qué habría hecho entonces?


Si no hubiera tomado algunas decisiones seguramente ahora sería diferente...pero ¿habría sido mejor?

No tengo respuesta para ello…



Somos los que somos por nuestros errores y nuestros aciertos.

uxue



18 comentarios:

Gloria dijo...

Hola uxue.

Esa pregunta creo que a lo largo de la vida, todos nos la hemos hecho alguna vez. Lo bueno de la vida es que es imprevisible, porque al menos a mí no me gustaría saber qué es lo que me espera.

Dicen que aprendemos más de los errores que de los aciertos, y en eso llevan toda la razón. El pasado es inamovible, ya nadie lo pude alterar, pero está en nuestras manos hacernos un futuro agradable, utilizando para ello todo lo que hemos aprendido hasta ahora. Al menos a esta altura de la vida todos tenemos clara una cosa: lo que no queremos.

Me ha dado envidia ese paseo, yo estoy hartiiiiiitaaaaaaa, de estar con la "pata" en alto.

Un beso, guapetona.

Mandalas, Espacio Abierto dijo...

Hola, Uxue

Hoy hacía mejor día que ayer, al menos en San Sebastián. Ayer teníamos 26 grados y hoy 20. El cielo azul, ni una sola nube y como bien dices, sintiendo los rayos del sol en todo el cuerpo.

Me alegro que vuestro paseo haya sido agaradable.

En cuanto a la pregunta que te haces, es realmente difícil o imposible de saber. Pero cuando alguna vez me ha surgido algo similar, he acabado llegando a una reflexión, hubiera actuado de la misma manera, puesto que en ese momento hice lo que creí que era lo mejor y más adecuado.

Estoy totalmente de acuerdo contigo, somos fruto de nuestros aciertos y errores y por ello avanzamos y evolucionamos ;).

Besotes.

uxue dijo...

Hola gloria
A mí tampoco me gustaría saber lo que me espera. Pero es cierto que hay veces que sí desearíamos una pista para saber qué es lo mejor en algún momento crucial de la vida.
No sé qué habría hecho yo, yo creo que en general habría hecho lo mismo pero de una manera menos impulsiva, a mí me pierden las formas.

Ánimo amiga, que te queda poco para vover a correr de nuevo y a ver quién te pilla.

Un beso grande guapa y muchas gracias por tu respuesta

uxue dijo...

Hola Maria Eugenia

Qué envidia chica!! Cómo me hubiera gustado pasear por la playa de Donosti, me encanta ese lugar y cada vez que he ido he disfrutado mucho caminando por la costa.

Es cierto que en el momento que decidimos creemos que es lo adecuado. Pero chica, hay veces en que uno tiene la imprsesión de que no hace más que cometer locuras.

Muchas gracias por tus palabras tan acertadas como siempre.

Un beso grande

Irhati dijo...

Querida Uxue,
Yo también he tenido la oportunidad de pasear estos dias tan preciosos de entrada primaveral, ¡Una gozada de verdad!
Y en lo de elegir uno u otro camino en un momento dado, no te preocupes, que elegimos aquel que mas necesitamos experimentar, los otros, los recorriste ya.
Un abrazo muy fuerte.

uxue dijo...

Egunon Irhati!
me alegro que también disfrutes de estos días tan agradables.
Gracias por tus palabras Irhati, muy acertadas.
Un abrazo grande

Marmopi dijo...

Hola, Uxue. Todos, a lo largo de nuestra vida, nos planteamos eso que tú has planteado aquí. Pero por mucho que le demos vueltas jamás sabremos cómo nos habría ido. Yo creo que lo mejor es estar bien con uno mismo siempre que sea posible e intentar cambiar aquello que nos disgusta.
Besitos, guapa. Y otro para tu acompañante

Sergio DS dijo...

Sin duda nuestro tino es lo que nos acaba definiendo, por eso nos hace únicos.

uxue dijo...

Hola marmopi

Es verdad que lo principal es estar a bien con uno mismo. Sin embargo, no estamos solos en este mundo; hay gente que depende de nosotros, quienes acaban también afectados por ello y tiran hacia un lado u otro según nos movamos los demás, dándose el efecto dominó.

Es cierto que nunca sabremos que habría sucedido de tomado una decisión u otra cosa. Pero lo que sí podremos saber en algún momento qué no habría sucedido.

Cuando decidimos asumimos los riesgos que ello conlleva. No valen las lamentaciones ni los arrepentimientos, lo mejor es aprender de ello y seguir adelante.

Gracias por tus palabras, que tengas una buena semana.
Un beso de parte de mi acompañante y mío

uxue dijo...

Hola Sergio.
Comparto lo que dices...nuestro acierto o error en el camino que elijamos es lo que nos va formando como personas, únicas e intransferibles.

Bienvenido al blog, gracias por entrar y comentar.
Un saludo

Jeny dijo...

Hola!!

Me ha encantado esta entrada de hoy, yo también me echo esa pregunta muchas veces, aunque a veces creo que no deberíamos hacerlo... Nunca sabremos si hubiera sido mejor o peor, si acertamos o fallamos, solo sabemos que lo hicimos porque en ese momento era lo que nos pedía el corazón, lo que sentíamos de verdad... Así que nunca te arrepientas de lo que has hecho, arrepiéntete de lo que no has hecho.


Un gran abrazo amiga!!

uxue dijo...

Hola Jeny.
A veces es necesario arriesgarse en la vida si queremos conseguir salir de la rutina y darle un mayor sentido.

Como he comentado antes creo que hay que asumir el riesgo de nuestra decisiones y no arrepentirse después,ya sea por haber hecho o dejado de hacer en un momento determinado, incluso aunque eso cambie la vida de uno.

Pero es cierto que tampoco podemos pasar por la vida haciendo lo que queremos sin analizarlo ni preocuparnos por las consecuencias, pues actuaríamos de manera inconsciente la siguiente vez.

Me alegro mucho leerte preciosa. Muchas gracias por estar ahí y dejar tu opinión.

Un beso grande joven amiga!!

manulondra dijo...

Da gusto leerte, uxue, siempre tan directa y emotiva... es un acierto conocerte!

Muchas veces pasa que no nos ponemos a valorar nuestros aciertos, y estos quedan sepultados entre supuestos errores con los que nos obesesionamos. Aunque es cierto que se aprende más de ellos, sería muy triste que consideráramos que solo cometemos errores, porque suelen dejar más huella, pero hemos llegado al hoy porque acertamos en las cosas importantes y aceptamos nuestros fallos.

Saludos

uxue dijo...

Hola Manu

Acabo de venir de caminar durante casi tres horas, es una maravilla disfrutar del aire libre. Después del cansancio físico, leo tu comentario que me ha espabilado automáticamente, pues no hay nada mejor que unas palabras acertadas y reconfortantes para que uno sonría y piense que merece la pena lo que está haciendo.

También fue un acierto conocerte a ti y poder compartir tantas reflexiones en ambos blogs.

Muchas gracias por tus palabras y por ese empujoncito que siempre viene bien para avanzar y sentirse mejor.

Un abrazo grande

Jabo dijo...

Hola Uxue, yo también me he hecho esta pregunta muchas veces.
Si en vez de aquella decisión hubiese tomado esa otra... ahora no tendría esta profesión, sino otra. O ahora no tendría estos 2 hijos maravillosos; O no hubiera conocido a todos mis amigos de Barcelona, O... tantos "o".

Pero lo mejor es que al acabar el análisis mental, pienso que he decidido bien y si no es así, asumo todas mis decisiones, que es lo que importa, tenerlo por dentro asumido, para tener esa paz interior.

Abrazo. Jabo

uxue dijo...

Hola Jabo

Desde que he escrito esta entrada, me he hecho la pregunta muchas veces. En alguna ocasión dudaba de qué habría sido mejor hacer.
En otras pensaba en las consecuencias de mis decisiones, sobre todo por el efecto dominó que he comentado en el post.

Y al final me he hecho la pregunta final:
Si ahora tuviera que elegir lo mismo qué habría hecho?

Y me he respondido que habría tomado la misma decisión y seguramente habría cometido los mismos errores.

Son las contradiciones de la vida: Queremos y no queremos; Perdemos y ganamos...

Porque queremos vivir y sentir nos arriesgamos a alegir y asumimos los riesgos.

Gracias por tus palabras y por Transmitir esa paz interior en lo que escribes.

Un abrazo

Silviña dijo...

Hola Uxue,

Y si, yo creo que se hace camino al andar... Creo que la mayoría de las personas, alguna vez, nos preguntamos lo que tu planteas... Elegir, decidir, discernir siempre implica dejar algo de lado y quedarnos con la duda... Personalmente he gozado con mis aciertos, pero sin lugar a dudas he aprendido mucho más con mis errores, los que me han llevado a replanteos de caminos y sendas tomadas y a levantarme para seguir luchando, fortaleciéndome...
De todos modos creo que lo mejor es haber tenido la oportunidad de decidir y la libertad de elegir y le agradezco a la vida por ello.
Y por sobre todo, lo mejor es VIVIR y disfrutarlo con aciertos y errores, felicidades y dolores, buenas y malas, pero siempre VIVIR sintiendo todo lo que nos rodea...
Como siempre es un placer leerte. Nos invitas a reflexionar.
Unos empujoncitos cálidos para que sigas disfrutando de tus paseos primaverales con tu alegre acompañante.

uxue dijo...

Hola Silviña

Da gusto leerte y ver la forma que tienes de ver la vida, siempre positiva y con un continuo aprendizaje.
Comparto lo que dices y, al igual que todos los comentarios que se han hecho en esta entrada, me han ayudado mucho a pensar en ello y a sentirme mejor.
Muchas gracias por tus palabras y por tu empujoncito, que tanto anima.

Un abrazo grande de mi acompañante y mío

El lugar que me rodea

El lugar que me rodea