sábado, 19 de marzo de 2011

La llamada...





La llamada

Se encuentran varios jefes de Estado, entre ellos, George Bush, la reina de Inglaterra y otro mandatario, que no es difícil imaginar, en el Infierno.

Bush le contaba a la reina de Inglaterra que había un teléfono rojo en el Infierno y que iba a hablar con el diablo para pedirle autorización para usarlo.

Rápidamente, va y le pide al diablo permiso para hacer una llamada a los EE.UU., para saber como está el país después de su partida.

El diablo le concede la llamada y el presidente habla durante dos minutos.

Al colgar, el diablo le dice que el costo de la llamada son tres millones de dólares, y Bush, sin rechistar, le paga.

Al enterarse de esto, la reina de Inglaterra quiso hacer lo mismo y llamó a Inglaterra durante cinco minutos.

El diablo le pasó una factura de diez millones de libras esterlinas.

El presidente imaginario también sintió ganas de llamar a su país para ver cómo había dejado él el país después de su marcha...

Habló durante tres horas. Cuando colgó y preguntó el importe, el diablo le respondió:

–¡Son veinticinco céntimos de euro!

El presidente de ese "imaginario" país se quedó atónito, pues había visto el costo de las llamadas de los demás, así que le pregunta al diablo por qué era tan barato llamar a su país...

Y el diablo le contesta:

–Mira, muchacho, con la cantidad de parados, las huelgas, los problemas en los hospitales públicos...

Los problemas educativos, la falta de agua, los independentismos de aldea, la inmigración, la falta de justicia, la impunidad y corrupción política...

La inseguridad ciudadana, los incendios, los problemas de la vivienda, el absentismo en las Cortes, ciertos ministros...

Tu país es un caos, un infierno...

¡Y de Infierno a infierno la llamada es local!


4 comentarios:

Gloria dijo...

Muy bueno uxue. Verdaderamente esto cada vez se parece mas al infierno.

Un abrazo, guapa.

uxue dijo...

Hola Gloria

Creo que en este momento hay muchos lugares que se parecen cada vez más al infierno, ya sea por las crisis, por las guerras o por los desastres naturales,...va todo a peor,...pero por lo menos buscaremos el punto de humor para sonreír un poco a pesar de tanto desastre.

Un beso, guapa

Carlos dijo...

Me parece conocido el cuento ese…se refiere a la Argentina quizás?
Porque chica pinta de una manera real la situación de mi país.

Muy bueno el cuento niña, gracias por sacarnos una sonrisa que buena falta hace un poco de humor.

Un abrazo amiga…agur

uxue dijo...

Por desgracia hay más de un país que se podría reflejar en este escrito.

El infierno hasta se podría arruinar con tanta llamada local, puffff!!!

Gracias por seguir ahí, un abrazo amigo...agur

El lugar que me rodea

El lugar que me rodea